Descubre como colocar filtros y reglas de control en Hotmail

Hotmail actualmente conocido como Outlook, cuenta con grandes y diversas funciones que son completamente desconocidas para la mayoría de los usuarios que forman parte de este servicio de correo electrónico.

Del mismo modo, los filtros y reglas de control en Hotmail ayudan a facilitar a los usuarios a gestionar sus correos, por lo tanto, si reciben muchos mensajes o son ordenados con los mensajes que diariamente reciben, esta función es ideal para ello.

¿Qué son las reglas de control?

Generalmente, las reglas de control son principalmente acciones que se ponen en movimiento con los correos que se reciben en la bandeja de entrada del correo electrónico. Cuando se activa dicha opción, es necesario que se elija que acción deseas tomar, es decir, que esta se llevará acabo con los mensajes que tengan algún tipo de comparación.

¿Cómo puedo crear una regla de control?

Para crear una regla de control en Hotmail lo que debes hacer es comenzar por seleccionar la opción Reglas y optarás por Administrar reglas y alertas, después debes elegir Archivo y harás clic en la opción Administrar reglas y alertas.

Después en Reglas de correo electrónico seleccionaras el cuadro de Reglas y alertas y elegirás Nueva regla. Por último, en la opción de Asistente para reglas es fundamental que selecciones una plantilla, allí optarás por las opciones de Mantenerse organizado, Mantenerse actualizado o Iniciar desde una regla en blanco.

¿Por qué son necesarias las reglas de control en Hotmail?

Cuando trabajas constantemente con el servicio de correo electrónico de Hotmail, por lo general, las operaciones se vuelven un poco tediosas y repetitivas. Por ello, al ejecutar alguna de las reglas de control en Hotmail, dichas acciones se harán de forma automática en el correo electrónico.

Asimismo, el sistema del correo electrónico cuenta con plantillas para que estas acciones puedan ejecutarse de manera habitual por cada usuario en Hotmail. Por lo tanto, algunas de las razones por las que los usuarios deben usar las reglas de control son:

Organizar de forma sencilla

Con las reglas de control es mucho más sencillo organizar los correos, ya que puedes crear carpetas y que dependiendo de la palabra que determines y que a su vez esta aparezca en el asunto de un correo, este mensaje se cambiará de forma automática a una carpeta que hayas creado para ese asunto.

Crear carpetas en blanco

Todos los mensajes que recibes llegan directamente a la bandeja de entrada, esto puede llegar a ser un poco abrumador ya que al mismo tiempo todos los mensajes hacen que sea demasiado trabajo leerlos.

Por esta razón, es necesario cambiar los correos a una carpeta que este blanco, así podrás leerlos y registrarás al mismo tiempo cada uno de los mensajes con la importancia que debas darle.

Estar atento a los mensajes dependiendo de cuál sea su importancia

Por otro lado, cuando utilizas filtros pues hacer que te lleguen notificaciones cada vez que recibas un mensaje nuevo de un determinado remitente, el cual lo eliges usando la acción de las reglas de control.

Añadir comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *